martes, 4 de octubre de 2016

¿Cuánto gastan los 6 hijos Peña-Rivera en Los Pinos? La familia mas numerosa en Los Pinos.

Los hijos de los Presidentes –niños, adolescentes o jóvenes– que por los azares del poder han llegado a vivir a la residencia oficial de Los Pinos han significado millonarias erogaciones que hasta ahora, no han quedado estampadas en ningún registro público.
La familia más numerosa que ha habitado la casona de Constituyentes es la de Luis Echeverría Álvarez, quien gobernó México de 1970 a 1976. Como en un juego de paradojas, ese Primer Mandatario lanzó la campaña “la familia pequeña vive mejor”, pero él procreó ocho hijos. Enseguida están los Peña-Rivera con seis, tres de él y tres de ella. Cómo y en qué gastan los hijos de la llamada familia presidencial son datos opacos .

La Residencia Oficial de Los Pinos, esa casa en Constituyentes que siempre ha carecido de número en su exterior y de timbre, se ha modificado cada sexenio debido a un factor: los hijos de los Presidentes. Los niños, adolescentes o jóvenes que por los azares del poder han llegado a vivir ahí han significado millonarias erogaciones que jamás han sido puestas en un registro público
Sofía, Fernanda y Regina Castro; además de Paulina, Nicole y Alejandro Peña son quienes ahora ocupan las habitaciones de Los Pinos. Unos y otros, son los hijos del matrimonio Peña-Rivera y pasarán en la casona enclavada en el bosque de Chapultepec parte de su niñez y adolescencia.
Desde el sexenio de Luis Echeverría Álvarez (1970-1976), en esa residencia no había habitado una familia tan numerosa. Fue precisamente este Mandatario quien lanzó la campaña “La familia pequeña vive mejor”, pero él procreó ocho hijos. Pasaron 42 años para que otro clan muy nutrido, los Peña-Rivera, se acomodara en ese espacio.
Enrique Peña Nieto tomó posesión el 1 de diciembre de 2012 pero no se mudó a Los Pinos hasta enero de 2013 a la espera de una remodelación de la residencia oficial pedida ex professo dado que su familia era grande. El Presidente, su esposa y sus hijos vivieron en una casa de Lomas Virreyes, la misma que después se convertiría en la afamada “Casa Blanca”.
Acaso la llamada familia presidencial habita en las Lomas, en su lujosa y blanquísima residencia; pero la casa Miguel Alemán también fue remodelada para su estadía. Y hoy, todos los gastos generados ahí dentro están bajo llave y es probable que jamás lleguen a conocerse.
Las erogaciones en alimentación, vestimenta, calzado, telefonía celular, computadoras, ayuda doméstica y seguridad de los hijos del matrimonio Peña-Rivera están declarados como “inexistentes” ante el Instituto Nacional de Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI). En otras palabras, cómo y en qué gastan los hijos de Los Pinos son datos bajo la llave de la discreción.
Las instancias que podrían conocer sobre las erogaciones de los seis jóvenes de Los Pinos son la Secretaría Particular del Presidente, la Coordinación General de Política y Gobierno, la Dirección General de Tecnologías de la Información, la Dirección General de Recursos Materiales y Servicios Generales, la Dirección General de Finanzas y Presupuesto o la Dirección General de Recursos Humanos.
De 2012 a la fecha, ante las solicitudes de información a través del INAI, esas entidades dentro de la Presidencia han negado la información de los gastos de los hijos del Presidente Peña Nieto con el argumento de que las erogaciones de la familia presidencial no corresponden al Clasificador Por Objeto del Gasto para la Administración Pública Federal. Es decir, los niños, adolescentes o jóvenes que por el juego de las circunstancias han llegado a vivir ahí no son funcionarios públicos y no hay razón para que rindan cuentas. Eso, según la misma Presidencia de la República.
Se ha reunido una cascada de folios para los cuales sólo hubo negativas en el INAI. A la pregunta de cuánto se erogó en la remodelación de Los Pinos ante la necesidad de trasladar a vivir ahí a los hijos del Presidente, la Presidencia respondió que la Secretaria Técnica del Consejo de Seguridad Nacional realizó una búsqueda exhaustiva en sus archivos sin que se localizara documento alguno.
Sobre el uso de computadoras de los hijos del matrimonio Peña-Rivera, las Direcciones de Adquisiciones; de Operación y Servicios Generales y la del Área Administrativa; la de Bienes Muebles e Inmuebles; la de Riesgos; la de Recursos Materiales y Servicios Generales determinaron que no localizaron “evidencia documental”.
Tampoco quiso hablar, la Presidencia, de lo que comen los inquilinos de Los Pinos. La Dirección de Programación y Presupuesto ha informado a varias solicitudes de información que no se identificaron registros presupuestales por concepto de gastos de “alimentos exclusivos” para el Presidente de la República y su familia.
La seguridad es un asunto al que de plano no se puede tener acceso. El Estado Mayor Presidencial a través del oficio 473/13 comunicó por su parte a este sitio digital: “El número del personal del Estado Mayor Presidencial, asignado a la seguridad de la Familia del Presidente no es posible proporcionarlo por estar clasificado como reservado por 12 años”.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario