jueves, 17 de agosto de 2017

Estas son las 7 nuevas fantasías de los jóvenes. Cada vez son más ricas y mejores... Tienes que Verlas!

No se necesita ser muy inteligente para saber que las nuevas generaciones, experimentan de una manera más libre y abierta su sexualidad.
A diferencia de sus padres, los chicos modernos están dispuestos a realizar cosas que los adultos jamás se hubieran atrevido, por ejemplo: el grupal.


Estas son las prácticas y costumbres sexuales que hacen los jóvenes de la actualidad, que los adultos no se atrevían a experimentar en sus tiempos:

Las mujeres más jóvenes, cuando no se sienten satisfechas, lo manifiestan abiertamente y hasta cambian de pareja. Muchas de ellas exigen a su compañero concurrir a una consulta sexológica buscando hacer una alianza con la especialista, para que les "legalice" lo que están deseando ante su compañero.
Es más difícil en mujeres de más edad, porque muchos hombres mayores no son tan flexibles en este aspecto como los jóvenes y a veces se niegan a concurrir a una consulta para solucionar sus disfunciones o simplemente para aprender más sobre sexualidad. Por eso, se observa también que mujeres de más edad suelen elegir compañeros sexuales más jóvenes.
Un mundo de fantasías
Las posibilidades de fantasear de las mujeres depende mucho de su compañero. Se encuentran más abiertas a proponer si es que sienten que ellos les dan lugar para hacerlo.
Existen hombres de todas las edades que tienen una personalidad que les permite ser creativos, que disfrutan y que no se sienten intimidados cuando su compañera avanza más que ellos. Por el contrario, lo encuentran divertido y estimulante. En cambio hay otros hombres que son estructurados y no pueden apartarse del guión que tienen en su cabeza. En estos casos, muchas mujeres tratan de adaptarse a ellos para no ofenderlos y hasta para no perderlos.
¿Qué pedimos las mujeres?
En relación a lo que los medios de comunicación mostraron últimamente, en particular en lo que refiere a los libros y la película “50 sombras de grey”, la verdad es que no es tan frecuente que las mujeres propongan determinadas variedades sexuales. Cuando se habla de estos temas no se deberían hacer generalizaciones, ya que son prácticas muy específicas.
Por ejemplo, la práctica swinger y los tríos no son algo simple y requieren de una serie de condiciones de seguridad y carácter de quienes las practican, ya que podría estar en riesgo la salud física y emocional de los participantes. En cuanto al sadomasoquismo, es una práctica aún más extrema que se considera una patología. No es un tipo de juego sexual que cualquiera podría realizar. Hay muchas personas que han perdido la vida al realizarlo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario